2 ago. 2014

Los videojuegos molan

Siempre he dicho que los videojuegos han sido una de mis vías de escape cuando me encontraba mal y es que era uno de los medios por los cuales siempre he expulsado la ira, y además me ha mantenido entretenida.

Parece que el jugar no es tan "malo" como se dice, ya que muchos piensan que si asesinatos, que si violencia, muerte, destrucción, rayos y truenos.

Pues los videojuegos, por muy sangrientos que sean -los cuales no me gustan nada...- siempre nos mantienen a raya, pues nos ofrecen alternativas a nuestro aburrimiento, vida social, estado de ánimo y un largo etcétera.

Me gustaba jugar al WoW, sí, pero me estresaban tantísimos hechizos, recount y demás peleas que había por el RaidCall de gente que se creía demasiado pro y trataba a los demás con la punta del pie. Así que ahora me des-estreso gracias al LoL (League of Legends) en el cual juego con mis familiares y con Jose y chillamos como majaderos, peleamos y nos regañamos pero siempre de buen rollo. Liberamos tensiones -algo que nos viene muy bien en el día a día, sobre todo si hay multitud de trabajos y exámenes de por medio-.

Así que siempre que podemos -y queremos- nos ponemos todos juntos a jugar un 3vs3; 5vs5 o Aram. Os recomiendo que siempre que os encontréis mal juguéis un rato, gritéis y os desahoguéis porque os sentiréis mucho mejor.


No hay comentarios:

Publicar un comentario

aprendiendo a toda costa anterior aprendiendo a toda costa - siguiente aprendiendo a toda costa - home